viernes, 8 de marzo de 2013

El Faro de Guasina robado por fisgón

Los proyectos del Presidente Municipal de Ciudad Bolívar, bachiller Luis Felipe Pérez Flores, muy poca suerte tuvieron en cuanto a su permanencia en el tiempo. Fracasaron el Tortugario, las verticales bóvedas del cementerio Centurión y el Osario. Lo mismo le ocurrió cuando hizo traer el Faro Giratorio que alumbraba las noches de los presos políticos de Guasina y lo instaló en la Fortaleza de El Zamuro. Desapareció como por arte de magia aunque se especulaba diciendo la gente que había sido obra de jóvenes enamorados, irritados por la luz giratoria que ponía al descubierto sus citas de amor en lo parajes estratégicos de la ciudad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario